Buscar
Martes, Julio 27, 2021

Una de las situaciones más peligrosas que puedes vivir mientras conduces es sufrir un reventón en un neumático, bien sea conduciendo en ciudad, donde puedes provocar un accidente con otros coches, o en carretera conduciendo a altas velocidades, con el susto y el peligro que conlleva.

No es algo que suela pasar a menudo pero desde Neumáticos la Negrilla queremos darte unos consejos para ayudarte a manejar la situación de la mejor manera posible. 

Cuando revienta un neumático suele ir acompañado de un tirón muy fuerte del volante. Cuando esto pasa, es importante no pisar el pedal del freno al máximo ni utilizar el freno de mano, así podríamos bloquear las ruedas y acabar fácilmente volcando. 

Lo que debemos hacer es analizar la situación antes de hacer un movimiento, la forma en la que reaccionemos podrá acabar perjudicando al resto de conductores.

Sujeta bien el volante, intenta mantenerlo lo más recto posible, reduce gradualmente la velocidad ayudándote del pedal del freno suavemente o cambiando de marcha y no te olvides de poner las luces de emergencia

Intenta hacerte a un lado con mucho cuidado para una vez seguros cambiar la rueda o llamar y esperar a una grúa. Utiliza el chaleco reflectante y señaliza adecuadamente el accidente.

Queremos recalcar que, aunque la situación parezca grave, dependiendo de la rueda pinchada será más o menos peligrosa. Si la rueda reventada es la delantera, controlar el coche puede complicarse un poco más que si la que revienta es la trasera, puesto que no correremos el riesgo de que el coche de la vuelta. 

Lo más importante en esta situación es mantener la calma, no debemos perder los nervios, respirar profundamente para poder tomar las decisiones más adecuadas. 

Algunas de las causas más comunes de reventón son un inflado insuficiente, una sobrecarga, los baches los golpes con los bordillos.

Para evitar que este tipo de reventones lleguen a producirse, lo más aconsejable es echar un ojo al estado del neumático de vez en cuando y comprobar el perfil.

Y si llega a pasarte esto recuerda, mantener la calma y el control será lo que definirá la situación. 


Jueves, Mayo 13, 2021

El pasado 1 de mayo entró en vigor el nuevo Reglamento (CE) 2020/740 del Parlamento Europeo del Consejo del 25 de mayo de 2020, el cual implanta un nuevo sistema de etiquetado de neumáticos homogéneo para todos los países de la Unión Europea.

Esta medida busca que los usuarios puedan disponer de mayor información y más clara para interpretar a la hora de afrontar la compra de unos neumáticos nuevos para su vehículo.

Por su parte, la DGT ha señalado que el objetivo de esta nueva norma europea es incentivar el uso de neumáticos seguros, duraderos, silenciosos y eficientes en el consumo de combustible.

En cualquier caso, como taller de neumáticos en Sevilla ya nos hemos familiarizado con estas nuevas etiquetas, que mantienen algunas de las informaciones de las anteriores, a las que se han sumado algunas novedades que comentaremos a continuación.

Entre los elementos que continúan detallándose se encuentran el nivel de resistencia a la rodadura, la adherencia en superficie mojada y el ruido de rodadura exterior. Las novedades en estos aspectos las hemos encontrado en el cambio de diseño y en la eliminación de los niveles F y G; quedando ahora una nueva escala que va de la A  a la E.

Pasando ya a las novedades, en las etiquetas encontramos ahora el nombre comercial del neumático, su número de identificación y un código QR vinculado con la base de datos de productos de la Unión Europea.

Asimismo, en el nuevo etiquetado se indica las dimensiones de la goma, los índices de carga y velocidad y aparecen también pictogramas sobre el uso en nieve y agarre en hielo.

Hasta ahora, las etiquetas únicamente eran obligatorias para los neumáticos de turismos y furgonetas, algo que también cambia tras la entrada en vigor de este Reglamento: El nuevo sistema de etiquetado afecta también a los camiones.

Para que consigas hacerte una idea más clara de este nuevo sistema de etiquetado y cómo interpretarlo, en la siguiente imagen puedes ver todos los elementos que aparecen en las nuevas etiquetas y la información que aporta cada uno de ellos.


Martes, Marzo 9, 2021

El estado de los neumáticos es un factor clave en la seguridad de cualquier vehículo y, por tanto, uno de los puntos más importantes que se revisan en la ITV.

neumáticos itv

Neumáticos ITV

Debes saber que, a diferencia que con otros componentes, en el caso de los neumáticos no existen defectos leves con los que se pueda pasar la inspección. Cualquier defecto en los neumáticos supondrá el suspenso automático.

En caso de detectarse algún fallo en los neumáticos, puede ser calificado como grave o muy grave. En el primer caso, supone el suspenso de la ITV y tener que pedir una segunda cita una vez corregido el problema que lo ha ocasionado.

Pero si el fallo detectado en los neumáticos es calificado como muy grave, tu coche quedará impedido para la circulación. Esto significa que una grúa tendrá que llevarlo a un taller en el que reparen el defecto y, posteriormente, volverlo a remolcar hasta la estación ITV para obtener una valoración favorable y permiso para volver a circular.

Para evitar estas situaciones y que tus ruedas no supongan un impedimento para aprobar la ITV, a continuación te detallamos los puntos a tener en cuenta que, como taller de neumáticos en Sevilla, consideramos más importantes.

Principales factores a tener en cuenta

En primer lugar, tus neumáticos deben estar homologados y ser equivalentes según la normativa del vehículo. Es decir, el diámetro tiene que variar menos de un 3% y el código de velocidad, ser igual o mayor al del neumático de serie.

Si quieres conocer las medidas equivalentes de tu neumático, puedes solicitar gratuitamente una tabla de equivalencias a la ITV.

¿Se puede pasar la ITV con neumáticos diferentes?

No es necesario que sean los cuatros neumáticos iguales. Pero eso sí. Deben ser exactamente iguales en marca, modelo, dimensiones y tipo en cada eje.

Por ejemplo, podrías llevar dos neumáticos de verano en un eje y dos de invierno en el otro, si bien no tendría mucho sentido práctico hacerlo.

Profundidad mínima del dibujo de los neumáticos en la ITV

El dibujo de la banda de rodadura debe tener una profundidad mínima de 1,6 mm. Uno de los trucos más extendidos para comprobarlo es usando una moneda de un euro. Si el dibujo cubre completamente el borde dorado, significa que cumples con el mínimo legal. Todo un clásico.

De todos modos, por seguridad, lo recomendable es sustituir los neumáticos una vez que la profundidad del dibujo sea menor a 3 mm.

Asimismo, es importante que el desgaste de los neumáticos no se haya producido de manera desigual, ya que esto puede terminar provocando deformaciones.

Por último, aunque no menos importante, cabe señalar que la presencia de grietas, roturas o abolladuras que comprometan la seguridad supondrán un suspenso inmediato en la inspección.

Así que, antes de tu próxima ITV, revisa todos estos puntos y corrige cualquier fallo que detectes. Merece la pena evitar tener que acudir a una segunda cita. Y, sobre todo, por tu seguridad. 


Miércoles, Diciembre 30, 2020

Ruedas de segunda mano

Cuando a los neumáticos de nuestro coche les llega su hora, es importante sustituirlos sin demorar la operación. De ello depende nuestra seguridad al volante y la de quienes nos acompañan, por lo que no hay opción de mirar hacia otro lado. Además, unos neumáticos en mal estado pueden constituir motivo de multa en un control en carretera.

ruedas de segunda mano

Sin embargo, como taller de neumáticos en Sevilla, sabemos que la sustitución de los mismos requiere de un desembolso que no siempre se quiere o puede afrontar. Por suerte, existe una alternativa económica y segura: las ruedas de segunda mano.

Los neumáticos usados que se ponen a la venta se encuentran en buen estado y en ningún caso proceden de vehículos que los han sustituido por desgaste.

Si quieres conocer algunos motivos por los que deberías plantearte esta opción, a continuación te exponemos los principales beneficios de elegir ruedas de segunda mano.

1. El ahorro. La principal ventaja de los neumáticos de segunda mano es que son mucho más económicos que los nuevos. De hecho, su compra puede suponernos un ahorro de hasta un 75% sobre el precio que tendría comprar ruedas nuevas.

2. Vida útil. Si se sabe qué buscar y elegir bien, podemos contar con neumáticos a los que les resta aún gran parte de su vida útil por delante. Para ello, uno de los principales aspectos a tener en cuenta es su banda de rodadura. Generalmente, cuando se trata de un buen neumático, cuanto más profundidad tenga el dibujo, más tiempo podremos contar con él.

3. Seguridad. Si se eligen bien, unas ruedas usadas pueden ser tan seguras como unas nuevas. De hecho, el momento en el que unos neumáticos garantizan una mejor frenada es cuando se encuentran a la mitad de su vida útil.

4. Reducción de la huella de carbono. Si no se aprovecha toda la vida útil de los neumáticos y se sustituyen antes de tiempo, esto implica que sea necesario producir un mayor número de neumáticos cada año, lo que lleva aparejado el incremento de emisiones CO2 a la atmósfera.

Por tanto, ya has visto que además de un importante ahorro, existen más argumentos a favor de plantearte elegir ruedas de segunda mano para tu vehículo. Si quieres unas ruedas a un precio económico y totalmente seguras, ¡hay muchas esperando una segunda oportunidad!


Miércoles, Octubre 21, 2020

Después del verano y de las primeras semanas del calor del otoño, es un buen momento para revisar tus neumáticos. Como taller de neumáticos en Sevilla sabemos por experiencia que, durante los meses de verano, los neumáticos sufren claramente un mayor desgaste. Esto se debe, principalmente, a dos motivos.

revisar neumáticos en otoño

El primero de ellos es el calor del verano. Durante los meses estivales, la temperatura del asfalto de las carreteras experimenta un gran aumento. El contacto continuo de la goma del neumático con el asfalto a tan alta temperatura provoca que su desgaste se produzca de una manera más acelerada.

El segundo motivo es que en verano se producen desplazamientos más largos. La razón es que muchas personas disfrutan de unos días o semanas de vacaciones y eligen el coche como medio de transporte para realizar sus viajes. Al mismo tiempo, también son frecuentes las escapadas a la playa los fines de semana y otro tipo de planes para aprovechar las tardes libres gracias a las jornadas intensivas de trabajo.

Por tanto, el mayor kilometraje durante los meses de verano, unido a las mayores temperaturas soportadas, tendrá como consecuencia que, al inicio del otoño, los neumáticos se encuentren en un estado de desgaste mayor al que tenían unos meses atrás.

Tras el verano, es frecuente apreciar desgaste en el dibujo de los neumáticos, rajas o deformaciones. Ante cualquiera de estos escenarios, debemos acudir de manera inmediata a sustituir los neumáticos, ya que seguir conduciendo con ellos en ese estado puede poner en riesgo nuestra seguridad al volante.

En el caso de que llevemos un tiempo sin comprobar la presión de los neumáticos, el calor ha podido hacer que su nivel haya descendido. Un neumático desinflado tendrá una mayor fricción con el asfalto, lo que también tendrá como consecuencia un mayor desgaste de la goma.

En resumen, los factores descritos hacen del verano la época en la que los neumáticos de tu coche sufren un mayor desgaste. Por eso, como taller de neumáticos en Sevilla, nuestro consejo es que, una vez terminen estos meses de calor y desplazamientos largos, revises en qué estado se encuentran.

Y, ante cualquier señal de desgaste o deterioro, ve a sustituirlos a la mayor brevedad. Merece la pena y así garantizarás tu seguridad al volante y la de quienes te acompañan.